Elsa Medina


Realizó estudios de fotografía y diseño en la Universidad Iberoamericana y en la San Diego State University, EE.UU. Ha participado en  talleres como docente y como alumna recibió las enseñanzas del fotógrafo Nacho López. Trabajó como reportera gráfica en el  diario La Jornada entre 1986 y 1999, donde se desempeñó como corresponsal en Tijuana, Baja California. Es fundadora y colaboradora del periódico El Sur de Guerrero. Ha exhibido su trabajo en varias exposiciones individuales y más de 50 colectivas en México y Europa. Realizó reportajes especiales sobre política en Guatemala, Nicaragua y Haití. Ha obtenido diversos reconocimientos, entre los que destacan: ganadora del concurso “Dos culturas, un solo origen”, segundo lugar del certamen “Mujeres vistas por mujeres” organizado por la Comunidad Económica Europea, nominada al Premio Olorum Iberoamericano del Fondo Cubano de la Imagen Fotográfica.
Les presento aquí algunas fotos de la serie llamada Octubre 8; que en especial llamó mi atención, pues he encontrado en otros fotógrafos la misma tendencia que Elsa Medina muestra aquí. En ella nos muestra la muerte de su madre. Me parece que las redes sociales han abierto un campo que antes se mantenía oculto y es la intimidad. Aquí nos muestra el dolor, el vacío y la pérdida que este momento ocasiona.



Maravillas que son, sombras que fueron


Ya sabemos que Carlos Monsiváis ha recorrido con su mirada muchos aspectos del acontecer en México y la fotografía no ha sido la excepción.

Así que me he encontrado con una serie de ensayos sobre la fotografía en México, en su libro "Maravillas que son, sombras que fueron". Con su forma tan peculiar de narrar los hechos, este cronista nos lleva por la historia de la fotografía en el país.

Este texto se divide en tres partes. En la primer parte nos plantea el contexto nacional con el internacional en los primeros años de la fotografía y sus diferencias. para él, no existe una fotografía mexicana pero si una respuesta unificada ante el país. posteriormente ahondará en artistas como: Ava Vargas, Los Cassasola, Manuel älvarez Bravo, Los Hermanos Mayo, Lola Álvarez Bravo, Gabriel Figueroa, Armando Herrera y Héctor García.

En la segunda parte analizará a otros fotógrafos más recientes como: Mariana Yampolsky, Graciela Iturbide, Rafael Doniz, Pedro Meyer, David Ascher, entre otros. este capítulo lo cierra analizando la experiencia que vivieron los capitalinos con Spencer Tunick en el Zócalo en el 2007 y en donde una multitud desnuda sirve como fondo a las fotos del artista.

El último capítulo lo dedica a analizar el fotoperiodismo en México. En esta sección centra su mayor atención sobre el fotógrafo Nacho López.

Monsiváis ha podido fotografiar, a su manera, el México que pasa por sus grandes lentes y en este libro nos da una muestra clara de ello.

Espero lo disfruten.



Thomas Ruff y su influencia

Al conocer a Thomas Ruff me encontré que ha sido inspiración para muchos artistas, como es el caso de Kulubali. Quien usa las fotos de Ruff y las re-compone, dando resultados "chistosos".
Este uso, lo vemos ahora en comerciales, series, tarjetas digitales, etc.

Aqui un ejemplo:

Chema Madoz

Me pudo fascinar el trabajo de Madoz.
Aquí una de las mil fotos.
Saludos.

Joan Fontcuberta



Joan Fontcuberta es un personaje complejo, como lo fueron en su momento los surrealistas. Cuando la fotografía, con el impulso modernista, empezó a resignificarse con una serie de experimentos llenos de simbolismo y ficción, el cine fue el puerto inmediato de expansión y la fotografía ya no testimoniaba sino inventaba y resignificaba la realidad, este es sin duda el fin de los procesos modernos dando paso a los juegos de lenguaje visual y a la transformación del saber.
Joan Fontcuberta es considerado un artista que en la fotografía ha encontrado un estilo propio y una manera de deconstruir estigmas sociales y visuales que han formado parte de la historia. Nos muestra una imaginería que con un toque de humor y parodia reta a los escépticos visuales, construye historias pseudorrealistas, ya que a diferencia del surrealismo, él combina elementos reales (animales y plantas) para confundir el entendimiento. Su obra se inscribe en una línea crítica de la concepción de la fotografía como evidencia de lo real, su labor es hacer que el espectador cuestiones la verdad que se le otorga por definición a la fotografía apelando a una conciencia crítica.
La ciencia, la verdad, la religión, las convenciones son retadas en base al engaño que propone Fontcuberta. La credulidad es de la lente, porque los presenta como posibilidades de ser, característica típicamente posmoderna. En Fontcuberta estamos frente al simulacro, perfectamente armado para confundirnos y hacernos dudar de la realidad.
En el proyecto Karelia: Milagros & Co. Joan Fontcuberta nos presenta este tipo de imágenes, elige Karelia, un lugar ubicado en la frontera entre Rusia y Finlandia. Este lugar es real, lo que acontece en un supuesto monasterio es tan real como el monasterio mismo: falso. Pero sigámosle el juego a Fontcuberta, en este lugar se encuentra el monasterio de Valhämonde, lugar visualmente impactante por lo remoto y espectacular de la geografía que lo rodea, laberintos de islas y bosques en ambiente nublado que remite a paisajes oníricos, tan oníricos como aquellos de la literatura de Tolkien y por lo tanto susceptibles de ser reproducidos por la gran industria del espectáculo que es Hollywood.

Link  al video de su trabajo Milagros & Co.: http://www.zonezero.com/zz/index.php?option=com_content&view=article&id=1349&catid=2&Itemid=7&lang=es#

Link para ver las fotos del proyecto: http://www.zabriskiegallery.com/Fontcuberta/2003%20Miracles%20&%20Co/Miracles%20Images.html#

Bettina Rheims

 

Quiero compartirles el trabajo de la artista multidisciplinaria y fotógrafa Bettina Rheims, ella estudió periodismo al tiempo que trabajaba como modelo pero en 1978, conoció a un grupo de strippers y les realizó una serie de fotografías que marcaron el inicio de su larga carrera como fotógrafa. La serie tuvo un gran éxito y fue exhibida en el Centro Pompidou y en la galería Texbraun en París.

Bettina Rheims ha dedicado la mayor parte de su vida a realizar retratos de mujeres, que si bien en una primera lectura pueden resultar exuberantes y provocativos, por su marcada sensualidad, al estudiar detenidamente su obra se puede observar en ellos un refinamiento absoluto y un total respeto por las modelos. El haber trabajado ella misma como modelo la confiere un conocimiento del medio y una complicidad total con las mujeres a las que fotografía, lo cual se deja translucir en sus magníficos trabajos. 

Aquí el link de su trabajo: http://www.bettinarheims.com/